Palas

por PadelCostaDelSol

Qué pala comprar?

Las mejores palas de hombre

Ésta, es la típica pregunta que se hacen tanto jugadores principiantes, medios o avanzados por el hecho de que existen muchísimas marcas y modelos. Y la respuesta depende muchísimo de que tipo de jugador eres y en que quieres que te ayude tu pala. Para saber cual pala comprar, debes mirar cosas como en que lado te gusta jugar, como te comportas en la pista y por supuesto, que dinero te quieres gastar. Para empezar es importante saber que las palas que imprimen potencia son las de diamante. Las palas que nos dan más control son las redondas. Y por último, las palas polivalentes son las de lágrima o pera.

Las mejores palas para mujer

La única diferencia entre las palas pensadas para mujer o para hombre son únicamente el peso, alrededor de 5 gramos menos, y las gomas son un poco más blandas. Pero al final poco se diferencia de las palas masculinas ya que tenemos las mismas formas, relieves, balances, puntos dulces, etc. En mi opinión, diferenciar las palas de mujer y hombre no es más que una estrategia comercial. De hecho, muchas marcas no tienen esta diferencia y muchas de las otras las diferencia es que las llevan las chicas de su equipo, como la head de Ari que es una pala perfecta para cualquier jugador masculino o femenino. Como siempre, necesitamos ver que tipo de jugadora eres para elegir tu forma, sensación de bola y por supuesto hay que mirar que la pala se adapte a nosotros y no al revés. Hay que tener en cuenta que muchas palas que “pintan” con colores más dirigidos a chicas, al final terminan siendo unisex, y valen para chicas y chicos.

¿Qué tener en cuenta al comprar Palas Redondas?

Las palas redondas son las palas más normales y las más recomendables para jugadores principiantes, pero esto no quiere decir que los jugadores más experimentados no tengan que jugar con palas redondas. Estas palas son las que imprimen más control de bola al juego, por eso se recomiendan para jugadores con poca experiencia.Pero esto no quiere decir que un jugador experto o profesional prefiera tener un buen control de la bola en lugar de mucha potencia. Como su nombre indica, tienen un marco redondo. Y por tanto la cara de la pala también es redonda, de manera que se le proporciona a la pala las siguientes características:

Balance bajo:

Las palas redondas, tienen el peso distribuido de manera que el balance está más cercano a la empuñadura de la pala. Esto proporciona más control a la hora de golpear la bola puesto que no hay que calcular la diferencia entre la propia mano y el punto de impacto de la bola. Para una persona, lo más fácil es golpear un objeto en movimiento con la mano. También hay que tener en cuenta que esto reduce el número de lesiones al proporcionar un golpeo más natural.

Amplio punto dulce:

El punto dulce, es un elemento muy importante a la hora de elegir una pala. Este punto es el lugar de la pala óptimo para golpear la bola y que esta salga en las condiciones para las que la pala está fabricada. Esto no quiere decir que si golpeamos la bola con otra parte de la pala, esta no salga. Pero saldrá más lenta de lo esperado, en otra dirección o incluso si la bola viene rápida, puede girarnos la pala y que la bola devuelta salga hacia atrás en lugar de adelante, a todo esto es a lo que llamamos penalización de la pala.

Seguridad y comodidad:

Efectivamente, la combinación de los anteriores hacen que estas palas sean más fáciles de manejar. Un balance bajo, las hace más cómodas de mover y con el paso de las horas de entrenamiento o de partidos hace que notemos el brazo ejecutor menos cargado. Esto junto con el amplio punto dulce, hacen que al elegir una pala redonda tengas una facilidad en el golpeo y que además puedas golpear la bola con más superficie de la pala haciendo que esta vaya donde tenias pensado. Esta es la razón además por la que recomendamos la forma redonda para jugadores que están empezando a jugar. Primero por que empezarán a tener algo de sensación de golpear la pelota en movimiento, después que no tendrán la frustración de que la bola no va donde ellos tenían pensado o incluso contra la red o la pared y para finalizar al no tener costumbre o entrenamiento, y sostener una pala durante horas, ésta les cargue el antebrazo o incluso produciendo epicondilitis (codo de tenista). Esta es la única razón por la que elegir comprar una pala en forma de diamante. Y no es una mala razón, ya que a pesar de que estas palas suelen penalizar bastante en el fondo de pista, al subir a la red los golpeos en ataque de estas palas suelen ser muy difíciles de devolver. El esfuerzo extra que hacemos en defensa se compensa en más efectividad en ataque. Cuando vemos que nuestro oponente trae uno de estos cañones, podemos ir preparándonos para un partido duro. Las palas con forma de lágrima, están muy dirigidas a jugadores que buscan centrar su juego en el ataque, ya que no son cañones como las diamante pero tienen una potencia muy respetable. Por otro lado, son palas que sacan bolas bajas y en el fondo de manera muy fiable ya que contienen puntos dulces bastante amplios y unos balances un poco subidos. Además los materiales que se usan últimamente hacen que sean palas muy temidas desde el fondo y desde la red.

¿Qué tener en cuenta al comprar Palas en diamante?

Las palas con forma de diamante están preparadas para jugadores que les gusta desplegar un juego más potente y agresivo. Son palas bastante más difíciles de utilizar, por lo que si antes de decidirte a comprar una pala con esta morfología deberías plantearte si tu nivel de juego es suficientemente avanzado, ya que perder partidos por que nuestros rivales son mejores, nos hace aprender. Pero perder partidos por que nuestras bolas se van contra la pared o a la red es frustrante.

Balance alto:

Esta es la primera característica, y la más importante de estas palas. Puesto que esta característica hace que las palas en diamante pierdan en los demás aspectos. Las palas en forma de diamante, son palas muy cabezonas y que distribuyen el peso casi todo en la parte de la punta. Esto hace que la palanca formada a la hora de golpear la bola sea más potente, ya que el punto de impacto está más lejos de nuestra mano. Esto está genial para una persona que está preparada físicamente y que tenga experiencia. Puesto que al pesar más por la punta, tras varias horas de juego podemos tener problemas en los antebrazos, y además al tener un balance tan alto, la sensación en la pegada está muy separada de nuestra empuñadura y es más complicada las sacadas de bolas de fondo o las bolas rápidas en la red.

Pequeño punto dulce:

Los puntos dulces de estas palas suelen ser más reducidas y además están desplazados ligeramente hacia la punta de la pala. Por eso son palas más difíciles para adaptarse, ya que los jugadores principiantes suelen buscar el golpeo de la bola más cerca del centro. Al comprar una pala de estas características, es bueno testear bien el punto dulce de ésta.

Gran potencia:

Esta es la única razón por la que elegir comprar una pala en forma de diamante. Y no es una mala razón, ya que a pesar de que estas palas suelen penalizar bastante en el fondo de pista, al subir a la red los golpeos en ataque de estas palas suelen ser muy difíciles de devolver. El esfuerzo extra que hacemos en defensa se compensa en más efectividad en ataque. Cuando vemos que nuestro oponente trae uno de estos cañones, podemos ir preparándonos para un partido duro. Pero esta también es la razón por lo que este tipo de forma es la elegida por muchos jugadores de alto nivel o profesionales. Ya que le convierte en verdaderos muros al ejecutar golpeos de bolas muy rápidas devolviéndolas de manera óptima, y por supuesto reduciendo los problemas que puede crear las horas y horas que pasan estos jugadores agarrando una pala.

¿Qué tener en cuenta al comprar Palas en lágrima?

Este es el tipo de pala más versátil que existe. Son una especia de mezcla entre las palas de diamante y las redondas. Tienen una forma de gota, ensanchándose por la parte de la cabeza y estrechándose por el mango. Esto conforma una forma de pala que es muy parecido a una pera. Al repartir el material de la pala mas por la punta que por abajo, hace que aun usando los mismos recursos y pesos, suba el balance de esta pala. Y así, nos encostramos con gamas de palas a la hora de comprar una que nos dan un control bastante bueno, aunque no tanto como las redondas pero también una potencia muy aceptable. En 2020, han sido las palas que más se han llevado por su gran versatilidad.

Balance intermedio:

Como ya hemos explicado, se trata de colocar más masa de la pala en la punta que en la parte intermedia, haciendo que el balance se coloque un poco más lejos de nuestra mano al agarrar el grip, y hagamos más palanca a la hora de golpear la bola. Esto nos genera menos sensación de golpeo, pero aun así tenemos una sensación suficientemente segura como para golpear una bola rápida y colocarla donde y como tenemos pensado.

Punto dulce intermedio:

Si estamos pensando en comprar una pala en forma de lágrima, tenemos que revisar muy bien el punto dulce ya que de estas palas existe una gran gama. Depende muchísimo de los marcos que monte la marca que estemos testeando, y además las marcas suelen jugar mucho con los materiales para aumentar este punto dulce sin entrar en grandes deformidades en golpeos fuertes, entrando incluso en colocar cámaras de aire.

Comodidad y alto rendimiento:

Las palas con forma de lágrima, están muy dirigidas a jugadores que buscan centrar su juego en el ataque, ya que no son cañones como las diamante pero tienen una potencia muy respetable. Por otro lado, son palas que sacan bolas bajas y en el fondo de manera muy fiable ya que contienen puntos dulces bastante amplios y unos balances un poco subidos. Además los materiales que se usan últimamente hacen que sean palas muy temidas desde el fondo y desde la red.

¿Qué tener en cuenta al comprar Palas en diamante?

Las palas con forma de diamante están preparadas para jugadores que les gusta desplegar un juego más potente y agresivo. Son palas bastante más difíciles de utilizar, por lo que si antes de decidirte a comprar una pala con esta morfología deberías plantearte si tu nivel de juego es suficientemente avanzado, ya que perder partidos por que nuestros rivales son mejores, nos hace aprender. Pero perder partidos por que nuestras bolas se van contra la pared o a la red es frustrante.

Balance alto:

Esta es la primera característica, y la más importante de estas palas. Puesto que esta característica hace que las palas en diamante pierdan en los demás aspectos. Las palas en forma de diamante, son palas muy cabezonas y que distribuyen el peso casi todo en la parte de la punta. Esto hace que la palanca formada a la hora de golpear la bola sea más potente, ya que el punto de impacto está más lejos de nuestra mano. Esto está genial para una persona que está preparada físicamente y que tenga experiencia. Puesto que al pesar más por la punta, tras varias horas de juego podemos tener problemas en los antebrazos, y además al tener un balance tan alto, la sensación en la pegada está muy separada de nuestra empuñadura y es más complicada las sacadas de bolas de fondo o las bolas rápidas en la red.

Pequeño punto dulce:

Los puntos dulces de estas palas suelen ser más reducidas y además están desplazados ligeramente hacia la punta de la pala. Por eso son palas más difíciles para adaptarse, ya que los jugadores principiantes suelen buscar el golpeo de la bola más cerca del centro. Al comprar una pala de estas características, es bueno testear bien el punto dulce de ésta.

Gran potencia:

Esta es la única razón por la que elegir comprar una pala en forma de diamante. Y no es una mala razón, ya que a pesar de que estas palas suelen penalizar bastante en el fondo de pista, al subir a la red los golpeos en ataque de estas palas suelen ser muy difíciles de devolver. El esfuerzo extra que hacemos en defensa se compensa en más efectividad en ataque. Cuando vemos que nuestro oponente trae uno de estos cañones, podemos ir preparándonos para un partido duro.